Papa: el trabajo es sagrado y trae dignidad a la familia

Después de reflexionar sobre la dimensión de la fiesta en la familia, Francisco habla sobre el trabajo, actividad sagrada que dignifica a la familia

Papa2

Foto: Reprodución CTV

En la catequesis de este miercoles 19, el Papa Francisco se dedicó a la relación de la familia con el trabajo. Siendo una actividad que trae dignidad al hombre, también el trabajo, así como la fiesta (que fue tema de catequesis de la semana pasada), es sagrado, forma parte del proyecto creador de Dios y no le debe faltar a ninguna familia, ponderó el Papa.

Francisco recordó que el trabajo es necesario para mantener la familia y garantizar a sus miembros una vida digna. Y ese estilo de vida trabajador es algo que se aprende, antes de todo, en la familia. “La familia educa al trabajo con el ejemplo de los padres: el padre y la madre que trabajan por el bien de la familia y de la sociedad”.

El Papa citó también la armonía que debe existir entre trabajo y oración. La falta de trabajo hace mal al espíritu, así como la falta de oración perjudica la actividad práctica. El trabajo es sagrado, destacó Francisco, y por eso su gestión es una gran responsabilidad humana y social que no puede ser dejada en las manos de pocos.

“Causar una pérdida de puestos de trabajo significa causar un gran daño social. Yo me entristezco cuando veo que hay gente sin trabajo, que no encuentra trabajo y no tiene la dignidad de llevar el pan para casa”.

El Santo Padre explicó que también el trabajo forma parte del proyecto creador de Dios, pero cuando se separa de esta alianza, convirtiéndose rehén de la lógica del lucro y despreciando los afectos de la vida, la degradación del alma contamina todo”

“La vida civil se corrompe y el hábitat se arruina. Y las consecuencias afectan principalmente a los más pobres y las familias más pobres. La organización moderna del trabajo muestra, a veces, una peligrosa tendencia a considerar la familia como un obstáculo, un peso, una pasividad para la productividad del trabajo. Pero nos preguntamos: ¿cuál productividad?  ¿para quién?, cuestionó.

Ante este escenario, Francisco dijo que las familias cristianas tienen un gran desafio y una gran misión: cargar  los fundamentos de la creación de Dios. La tarea no es facil, admitió, requiere fe y perspicacia.

Traducción: Thaís Rufino de Azevedo

.: Lee aquí más homilía del Papa

De la Redacción
Fuente: Papa Canção Nova

Deja un comentario