¿Que te impide perdonar?

No siempre es fácil perdonar, pero el perdón es un camino seguro para la sanación

Perdón es decisión, y a pesar de que nuestro corazón esté herido, necesitamos perdonar, porque la falta de perdón puede estar matándote.

Aunque hayas sido herido por tu hijo, tu corazón es de padre, de madre; muchas veces este hijo te trajo desgracias y eso está acabando contigo espiritual y psicológicamente. Es como soda cáustica puesta en la boca: luego empieza a corroer. Dios te está dando la gracia de perdonar, y yo te pido, en nombre de Dios, perdona.

Perdonar no es sentimiento, sino un acto de voluntad. Desea perdonar, agarra esta gracia del perdón y di desde el fondo de tu corazón: “Yo perdono”. Aunque hayas perdido las esperanzas de que las actitudes de aquellos que te hirieron cambien, perdona.

.:Lee aquí más mensajes de Monseñor Jonas

Traducción: Thaís Rufino de Azevedo

Tu hermano,
Monseñor Jonas Abib
Fundador de la Comunidad Canción Nueva

Deja un comentario