El Señor es el centro de nuestra vida

Hoy, quiero invitarte a poner nuevamente al Señor como centro de su vida, a retirar las cosas, personas y situaciones que tomarán espacio de Nuestro Señor. Si, Él necesita ser el centro. Jesus presentó a Tomé como: El camino, la verdad y la vida (Jo 14,6). Que El pueda ser el centro del camino que tenemos que recorrer y que direcciona nuestras decisiones, el centro de nuestra verdad que hacernos escapar de qué es la falsedad y la mentira es el centro de nuestra vida constructiva y dedicada al bien que Dios siempre quiso mostrarnos por medio de su hijo. 

Fijemos nuestra mirada en Jesús, y así, permitamos que Él sea el centro. 

 

Dios te bendiga
Thuany Naiara Pinheiro da Silva

 

 

Lea más: 

:;Vocación y encuentro con la verdad

::“Pues tu amor es mayor que los cielos”

Deja un comentario